Blog » Turismo Rural » El Castillo de Ampudia, una fortaleza llena de historia

El Castillo de Ampudia, una fortaleza llena de historia

La localidad de Ampudia se encuentra situada en la comunidad castellano-leonesa, en la provincia de Palencia. Ubicada en la comarca de Tierra de Campos, es una hermosa villa medieval con un patrimonio considerable, con edificaciones muy bien conservadas, especialmente del Bajo Medioevo, y entre las cuales sobresale su bello castillo.

El Castillo de Ampudia es una fortaleza que data del siglo XV, y que está considerado como el mejor de todos los que podemos encontrar en la provincia. Es una construcción de una gran elegancia, en la que destacan varios de sus elementos, como sus garitas, sus almenas o su Torre del Homenaje. Podríamos decir que es un “típico” castillo, ya que su forma es la que todos solemos imaginar cuando pensamos en una de estas construcciones, incluso podríamos calificarlo como el típico castillo que nos dibujan en los cuentos.

Castillo de Ampudia

El Castillo se encuentra a la misma altura que la localidad, aunque separada de la misma por la propia muralla defensiva de la ciudad, quedando además entre ambos un espacio vacío. Esta separación tenía, en las construcciones medievales, una importante simbología, indicando que el objetivo del castillo es defender la población de cualquier ataque proveniente del exterior, pero, al mismo tiempo, indicativo también de que ésta se encuentra supeditada a la jurisdicción de la fortaleza.

El Castillo, que está declarado Monumento Nacional, es una bella construcción de arquitectura gótica, con tres torres, siendo la mayor la Torre del Homenaje. Cabe comentar que antiguamente eran cuatro las torres de las que constaba, pero que una de ellas se vino abajo, debido al hecho de que junto a la edificación se encontraban unas bodegas que poco a poco fueron horadando los cimientos de dicha torre.

Castillo Palencia

La base del Castillo es trapezoidal, y destaca la elegancia de su fachada, que es simétrica y que se halla adornada con escaraguaitas de estilo flamenco. También podemos observar en ella el escudo del Duque de Lerma.

Uno de los elementos más destacables lo constituyen, como hemos mencionado, sus garitas, que están consideradas como de las más elegantes que podemos encontrar en edificaciones semejantes. Cabe destacar asimismo su patio de armas, porticado en tres de sus lados y con muchos ornamentos pertenecientes al gótico tardío, que suavizan su atmósfera militar, dándole una apariencia más de residencia que de fortaleza.

El castillo se caracteriza también por su foso, cuya finalidad era hacer el muro más inaccesible para el asaltante, al sumarle altitud, así como su puente levadizo. También hemos de hacer mención de su barrera, una línea defensiva que protege el castillo, y que en este caso está formada por una sucesión de lienzos y cubos coronados por las almenas, en las cuales se abren tanto saeteras como troneras.

Troneras Castillo Ampudia

La historia del edificio comienza cuando, en el año 1419, el rey Juan II hace donación de la villa de Ampudia a Pedro García de Herrera, casado con María de Ayala. La localidad queda vinculada al señorío de dicha familia. Pero es ya en la época del sucesor de dicho matrimonio, García López de Ayala, casado con María Sarmiento, cuando se construye la parte principal del Castillo, a partir del año 1461, Sin embargo, el edificio no tardará en sufrir diversos vaivenes, el primero en 1485 cuando, el hijo de ambos, Pedro Ayala y Rojas, conde de Salvatierra, quita a su madre el Castillo usando para ello la fuerza.

Castillo Ampudia visitas

En el año 1521, en plena guerra de las comunidades, el conde de Salvatierra pierde la fortaleza, que es tomada por Francés de Beaumont. Sin embargo, no tardaron los comuneros, bajo las órdenes del obispo de Acuña, en tomar nuevamente el Castillo. Con la derrota de los comuneros, el rey Carlos I se apoderó del Castillo, prometiendo no cederlo a ningún miembro de la familia de Pedro de Ayala, a pesar de lo cual lo vendió poco después al hijo de éste.

A finales del siglo XVI, acaba la línea primogénita de los Ayala, pasando el Castillo a manos del Duque de Lerma. A partir de entonces, el edificio empieza a caer en decadencia, entrando en un estado de abandono del que ya no saldrá durante un largo período de tiempo, hasta el siglo XX, concretamente en la década de los 60, cuando es adquirido por Eugenio Fontaneda Pérez, el conocido empresario galletero de Aguilar de Campoo, quien no sólo lo restauró sino que lo ha convertido en un interesante museo gracias a sus colecciones de arte y antigüedades.

El Museo consta de 6 salas. Una de ellas es la de Arqueología, en la que destaca una colección de artículos bélicos pertenecientes a la Edad de Bronce. También encontramos la sala de Arte Sacro, la de Farmacia, la de Etnografía y Artes Populares, la de Armas y Aparatos Musicales y la de Juguetes.

Quienes deseen visitar el Museo pueden hacerlo durante los fines de semana, tanto por la mañana como por la tarde. Durante los meses de junio a septiembre se puede visitar durante todos los días de la semana, excepto el lunes, que permanece cerrado.

Quienes viajen hasta Ampudia con el objetivo de ver este histórico Castillo, no deben dejar de ver también otra de las construcciones emblemáticas de la localidad, la Colegiata de San Miguel, un hermoso edificio de estilo gótico renacentista que empezó a construirse en el siglo XII, durando sus obras hasta el siglo XVI.

Está formado por el conjunto de un templo y una torre. En el templo destacan sus capillas de Santa Ana y San Ildefonso, así como sus retablos, de un gran valor artístico, de estilo plateresco y barroco. Tiene un gran número de imágenes de gran valor, así como un órgano de estilo barroco del siglo XVIII.

En cuanto a la torre, llamada familiarmente la Giralda de Campos, es de una gran belleza, y se halla encima de una construcción románica. Tiene 63 metros de altitud.

Otras de las obras que no debemos dejar de ver si nos encontramos en esta hermosa localidad son el Hospital de Nuestra Señora de Clemencia, la Ermita de la Virgen del Castrillo, la Ermita de Santiago o el bello Santuario de Nuestra Señora, situado a 3 kilómetros de la localidad, levantado sobre un punto en el que, según cuenta la leyenda, la virgen se apareció a un pastor llamado Marcos.

Alojamientos Cercanos

Aprox. a 2 kmsLas Casas de ValoricaPalencia

Casa Rural Completa

2-4 Plazas

Aprox. a 8 kmsCasa Rural La Otra CasaValladolid

Casa Rural Completa

9-10 Plazas

Aprox. a 25 kmsCASAS DEL CORROPalencia

Casa Rural Completa

6-12 Plazas

Aprox. a 25 kmsEl portal del CerratoPalencia

Casa Rural Completa

6-12 Plazas

Aprox. a 42 kmsCasa Rural MaitemareValladolid

Casa Rural Completa

5 Plazas

Aprox. a 49 kmsEl OlivoValladolid

Casa Rural Completa

10-18 Plazas

Aprox. a 53 kmsEl Rincón de la MorenaValladolid

Casa Rural Completa

2-10 Plazas

Aprox. a 57 kmsLa Seca Cuna del RuedaValladolid

Casa Rural Completa

8 Plazas

Deja un comentario